La vida dio un vuelco de 180 grados para Nicolás Benedetti. Hace unas semanas, el Poeta no entraba en planes de América, le buscaban acomodo y estuvo a nada de ir cedido a Mazatlán; sin embargo, el colombiano hizo fuerza por quedarse en Coapa para pelear por un lugar, convencido de que tiene una deuda que saldar con el club, misma que quiere empezar a pagar cuanto antes.

“Yo la verdad que trabajé de la misma manera. Estuve alejado de todo lo que se dijo de que me iba o me quedaba, me enfocaba en trabajar. Dios sabe cómo hace sus cosas, lo mejor era quedarme. Estoy contento porque el trabajo que he hecho da sus frutos. Estoy en deuda por todo lo que ha pasado y mi meta es seguir. Espero sea un punto de partida para mí, compartió Nico.

 

Con la alegría de haber contribuido con un gol clave para que América se metiera a la Final de la Concachampions, el Poeta confesó que la felicidad que sienten el grupo y él es total al ver que de a poco se acercan a cumplir las metas que se trazaron al inicio del semestre, toda vez que hoy son líderes generales y están en la Final del torneo de Concacaf.

“La felicidad es máxima. Cuando empezó el torneo nos pusimos objetivos, Concacaf y Liga, los dos torneos. Vamos bien, paso a paso, ahora nos toca esta Final, queremos disfrutarla, darle la alegría a la afición, pero paso a paso. Nos vamos contentos de acá y a trabajar de la misma forma, el equipo está muy unido y con ganas de salir adelante”, manifestó.

 

 

Desde lo personal, y luego de todo el calvario de lesiones que le ha tocado sufrir, Benedetti aceptó que ha hecho trabajos más allá de la cancha para recuperarse en lo mental, al tiempo de esforzarse para físicamente estar al 100 por ciento y dejar atrás las lesiones que lo han mermado tanto.

Hice cosas extrafutbolísticas, nunca dudé que puedo darle mucho a la institución. Le agradezco a Dios, mi familia, al club, mis compañeros. La clave es nunca caerme, nunca rendirme, es lindo poder superar las dificultades, dar un poco más. Físicamente me siento bien y mentalmente mejorando. Quiero que sea la pauta para seguir mejorando y ayudar al equipo”, comentó.

EL RIVAL QUE SEA

En otro tema, Nicolás Benedetti aseguró que no tiene preferencia por ningún rival, Cruz Azul o Monterrey los encontrarán en la Final, pero él pone la mira en otras cosas.

“No tengo preferencia, son equipos que hacen bien las cosas, fuertes en la Liga mexicana. Vamos en el día a día, paso a paso, no tengo preferencia, el que se lo merezca va a estar en la Final. Nosotros tenemos que hacer bien nuestro trabajo si queremos ser campeones”, terminó.